¿Cómo vencí el estrés con mi dieta? Te cuento mi historia
😄

¿Cómo vencí el estrés con mi dieta? Te cuento mi historia

Inicio 🥑 Planes 🥑 Blog 🥑 Tarjetas de Regalo 🥑 Nutriologos

¿Cómo vencí el estrés con mi dieta? Te cuento mi historia

Por: Valeria Aguilar

image

Hace algunos años, yo vivía una vida llena de estrés, en aquel entonces pensaba sobre todas las responsabilidades y lo que las personas esperaban de mí, tan sólo estar en el tráfico por 3 horas diariamente para llegar a mi trabajo, para después trabajar 8 horas seguidas, comer cuando tuviera tiempo (bastante mal, por cierto), y en algunas ocasiones hasta llevarme trabajo a casa.

Sin duda alguna, empezó a afectar toda mi vida, la relación con mi pareja cambió drásticamente (empezamos a discutir por cosas sin sentido), ya no podía dedicar tiempo a mi familia, empecé a subir de peso, sentía presión social por verme bien pero no podía lograrlo, y mi humor ya no era el de antes (ya no era esa persona llena de sueños y me sentía mal conmigo misma). Fue cuando me di cuenta que mi estilo de vida y cómo me comportaba era muy alejado de esa persona que yo era realmente.

Mucho se ha hablado del estrés, es una palabra que escuchamos diariamente en todos lados, pero si eres como yo, probablemente te sientas muchas veces en el abismo de querer un cambio, pero no sabes cómo empezar, por eso me gustaría contarte mi historia de cómo algunos cambios en mis hábitos alimenticios y de rutina me ayudaron a superar el estrés que vivía diariamente.

¿Cómo vencí el estrés?

image

El primer paso para cualquier cambio, es quererlo, y yo estaba segura de que no quería seguir sintiéndome mal todos los días. Comencé a investigar sobre cómo el estrés me afectaba y me di cuenta de que esos dolores de cabeza, haber subido de peso, enfermarme de gripe frecuentemente y sentirme deprimida o ansiosa se relacionaban con el estrés, además de posibles enfermedades que podía desarrollar como era la diabetes, obesidad, problemas en la piel y problemas menstruales.

¿Pero, qué podía hacer? Fue cuando descubrí la relación que existía en los alimentos que comía y mi estado de ánimo. La razón de ello es que los alimentos procesados como (papas, refrescos, galletas, panes, etc) estaban ocasionando que me sintiera estresada, además de aumentar mi peso.

Cuando nos sentimos estresad@s nuestro cuerpo libera cortisol, insulina y ghrelina, las cuales hacen que se nos antojen alimentos altos en azúcar y generalmente alimentos que no son saludables. Si el estrés continúa y los niveles de esas hormonas se mantienen elevadas, los niveles de otra hormona llamada leptina (la cual indica cuando estamos llen@s) aumenta. Estos cambios hormonales provocan que desarrollemos resistencia a la hormona de leptina la cual está ligada a obesidad y a continuar el ciclo de estrés.

La solución

image

Aunque al principio fue muy difícil para mi entender sobre todos estos cambios hormonales, descubrí como ciertas comidas me podían ayudar a controlar mis niveles de estrés y dejar de sentirme así.

Comer carbohidratos saludables

Investigación del MIT [1] arrojó resultados de como dejar de consumir alimentos procesados (papas, galletas, panes, etc) e incluir carbohidratos altos en fibra (quinoa, arroz integral, avena, camote, frutas altas en fibra) pueden ayudarnos a incrementar nuestros niveles de serotonina (un químico en el cuerpo que nos ayuda a regular nuestro estado de ánimo y reducir el estrés).

Consumir pescado

Los ácidos grasos (Omega 3) que contiene el pescado (salmón, sardinas, atún, tilapia, etc) nos ayuda a fortalecer nuestro sistema nervioso. Además de ello, estudios [2] han comprobado que consumir alimentos altos en Omega 3 y vitamina D reduce la depresión y ansiedad en las personas.

Tomar agua

Mucho se ha hablado de esto, y de verdad, en el momento en que dejé de consumir refresco y a incluir agua y té sin azúcar mi estado de ánimo mejoró. La deshidratación incrementa los niveles de cortisol, lo cual contribuye al incremento de estrés [3]. Empieza poco a poco, comienza a tomar 2 vasos de agua al día e incrementa uno cada semana, los buenos cambios toman tiempo.

Verduras

Lo sé, yo nunca he dicho "se me antoja una ensalada", sin embargo sentirnos mejor vale la pena. Verduras como son espinaca, kale y arugula nos ayudan a reducir el estrés ya que son ricas en magnesio y folato. Además, regulan los niveles de cortisol y ayudan a producir dopamina, la cual nos hace sentir mejor.

¿Qué sigue?

image

Yo te invito a que comiences a incorporar estos alimentos en tu dieta, verás que poco a poco te sentirás menos estresad@. Sin embargo, sé que puede ser muy difícil en un comienzo, sobre todo por las cantidades o por qué no sabemos cómo empezar.

Hoy en día existen muchas dietas para bajar de peso, pero muy pocas se enfocan en mejorar nuestro estado de ánimo y nuestro peso a la vez. El día de hoy cumplo 1 mes en el plan nutricional de Kokito dirigido a estrés. He bajado 6 kilos, mi estado de ánimo está mucho mejor y mi novio decidió unirse al plan nutricional conmigo.

Dentro del plan me proporcionaron con la dieta que debía de seguir diariamente, los horarios para cada una de mis comidas, cantidades, snacks y además adaptaron la dieta a mis comidas favoritas. Adicionalmente me acompañaron diariamente en todo el proceso, me sugirieron cambios en mi rutina y estoy a punto de empezar mi segundo mes 🙂

Referencias

¿Quieres empezar tu plan nutricional con Kokito?

Puedes consultar los planes aquí y si tienes alguna duda puedes contáctarnos directamente.

Kokito es la única empresa mexicana que diseña planes nutricionales personalizados para ti para mejorar tu estado de ánimo (estrés, depresión, ansiedad) y tu peso a la vez.

Todos nuestros planes están basados en años de investigación y estudio. Nuestro propósito es que te sientas bien y logres tus objetivos, te acompañaremos en todo el proceso.